Mayo 2010

“Recorriendo con la imaginación las calles de Alejandría, comprendía que abarcaban, no solo la historia humana, sino también toda la escala biológica de los afectos, desde los arrebolados éxtasis de Cleopatra hasta el fanatismo de Hipatia” (L. Durrell. Clea)
     

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.